¿Qué te define?

Feliz año a todos,

Recuerdo con terror una entrevista de trabajo que tuve este verano; después de  una explicación digna de la NASA del trabajo que se supone tendría que desarrollar me dijeron ‘y ahora cuéntanos sobre ti’.

Esas preguntas deberían estar prohibidas. Si improvisas fallas, y si lo tienes preparado no es que sea precisamente un filete de carne fresca. No hay nada más falso que una entrevista de trabajo, así que empecé a pensar cuál es ese discurso que debería haber tenido en ese momento.

La oportunidad me la dio Elisabet Tasa, gran compañera y amiga, pidiéndome que escribiera un artículo para su revista Adalet, cuyo número 4 se estrena justo hoy. Me dijo ‘escribe sobre lo que quieras’, así que pensé en describir más o menos qué hago, quién soy y qué me define. Parece mentira pero cuando pones los pensamientos por escrito se reordenan. A riesgo de parecer un disco rayado creo que voy a usar ese artículo como carta de presentación.

A continuación hago copy-paste del artículo original, que podéis ver haciendo click aquí.

Gracias por leeer y hasta la próxima

Ll.-

“Decidí que quería ‘hacer casitas’ con tres años, y como en lo importante de esta vida, dejo que el instinto interior decida por mi, sin angustias y sin miedos. Total, lo peor que puede ocurrir es que te equivoques y tengas que volver a empezar. Soy arquitecta titulada desde hace seis meses, pero mi amor propio me dice que me siento igual que el día que hice mi primer examen de estructuras.

Tengo el firme convencimiento que la carrera es una puerta que da acceso a una especialización, cosa que considero imprescindible para salvar el generalismo del que sufren las carreras de hoy en día. Actualmente curso un máster en ingeniería estructural que me consume hasta lo último de mis energías, pero vale la pena.

A todos les sorprende que les diga que la situación laboral  actual no me asusta ni me deprime en absoluto. Las posibilidades de estudio son infinitas y desde luego que no hace falta tener una carrera universitaria para ser experto en una materia, sólo muchas ganas de saber y un sinfín de horas invertidas en ese campo.

Las empresas que han sobrevivido al mercado de los últimos años han aprendido que debían renovarse o morir. Ofrecer un servicio nuevo, más especializado, ofrecer algo distinto con muchos pluses, en tiempo récord y demostrando al usuario que se ganaban hasta el último céntimo de sus  facturas.  Esas empresas buscan profesionales de lo más variopintos y con conocimientos que van más allá de una simple carrera universitaria.

Creo de veras que la gente se expresa mal, que cuando dicen “estábamos buscando a alguien con más experiencia” en realidad quieren decir “estábamos buscando otro perfil”. He visto contratar a gente sin apenas experiencia laboral y han salido más que airosos del puesto. Barro para mi casa porque es lo que más conozco, estoy hablando de delineantes con conocimientos de gestión de proyectos, de arquitectos con conocimientos de economía, de ingenieros físicos con conocimientos de diseño industrial, y así mil combinaciones.

Cada vez que alguien me dice “no quiero hacer un máster porque la especialización es cerrar puertas al conocimiento general” se me ponen los pelos de punta. No digo que no se pueda elegir como modo de vida ser un da Vinci de este siglo, digo que no sale rentable a medio plazo -porque a corto plazo ya nada sale rentable. El tiempo apremia y la plasticidad y capacidad de reorganización del cerebro es algo que inevitablemente se va perdiendo con los años.

“Tengo el firme convencimiento que la carrera es una puerta que da acceso a una especialización, cosa que considero imprescindible para salvar el generalismo del que sufren las carreras de hoy en día”

Me decía un compañero que estaba seguro que yo me equivocaba, que la especialización en un tema tan concreto y cursando estudios complementarios aparentemente ‘distintos’ a lo que se esperaría de nosotros es un error. Que no nos hacía interesantes en la bolsa de trabajo de una empresa, que jamás cumpliríamos con las expectativas de parcours científico. Allá cada uno, es cierto que la probabilidad de que necesiten a alguien como yo y nadie más que yo es muy pequeña, pero a ello vamos, a buscar esa aguja en el pajar del mundo laboral actual. Ser dinstintos es la única probabilidad de encontrar un trabajo que se salga de la media. Hay pocas oportunidades que vengan a tiempo, hay que tomarlas sin más, sin meditarlo.

No soy la única que opina que cerrar cada vez más el campo de estudio en el que nos vamos a especializar es el camino a seguir, sin más ni más. Hay que elegir gracias a esa voz interior, la que habla sobre lo que nos apasiona realmente, pero hay que elegir. Esa es la primera, la segunda y la tercera regla para elegir lo que queréis hacer. No hay que elegir jamás por los mercados que están en auge ni por los más retribuidos, eso puede cambiar mañana o dentro de diez años.

Después de tantos años pululando por cursos complementarios puedo ver a la legua quién ha hecho un ejercicio sin ganas. Se nota, se huele en las conclusiones, en la caligrafía. Las empresas también lo ven. Las ganas hay que verlas en los ojos del que postula, no se gana con el tiempo ni existe el “ya me irá gustando más”.

“Cada vez que alguien me dice “no quiero hacer un máster porque la especialización es cerrar puertas al conocimiento general” se me ponen los pelos de punta. No digo que no se pueda elegir como modo de vida ser un da Vinci de este siglo, digo que no sale rentable a medio plazo -porque a corto plazo ya nada sale rentable”

Esta es mi presentación y mi modo de vida: hacer algo que sabe hacer mucha gente, pero con pluses, con algo más de cariño, con algo más de dedicación, con algo más de ganas, con seguridad y pudiéndolo hacer en el máximo de idiomas posibles.

No quisiera terminar sin compartir un lema que ha cambiado mi modo de estudio, de motivación y de vida: “planifica décadas, piensa en años, trabaja en meses y vive en días”. Tened muy claro lo que queréis hacer y cómo vais a conseguirlo, el cerebro os llevará hacia ello sin pensarlo.”

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s